Blog
5 recetas de caldos y purés para calentar el estómago en invierno

5 recetas de caldos y purés para calentar el estómago en invierno

Nomen      14/11/2016

Con el frío, ¡prueba nuestras recetas de caldos y purés!

Con la llegada del invierno nos apetecen más platos calientes para entrar en calor. ¿Qué mejor que un caldo o un puré? Te dejamos 5 recetas de caldos y purés deliciosas para que este invierno calientes el estómago.

1. Puré de espárragos

Ingredientes: 60g de espárragos trigueros, 25g de cebolleta, media patata pequeña, aceite de oliva, sal, pimienta molida y agua o caldo.

Elaboración: Lava y corta todos los ingredientes en trozos pequeños. En una cazuela con un chorrito de aceite de oliva pocha la cebolleta a fuego medio, cuando empiece a tener color, añádele los espárragos y la patata. Salpimiéntalo y, cuando esté todo casi cocinado, añade el agua o el caldo sin que cubra del todo los ingredientes (si es caldo tendrá más sabor) y déjalo cocer a fuego medio. Cuando empiece a hervir déjalo 1 minuto y retíralo del fuego. Tritúralo todo hasta tener la textura deseada, salpimienta y sirve.

Nota: se puede añadir un chorrito de leche o nata mientras se bate para darle un sabor más suave.

2. Caldo de pollo con arroz

Ingredientes: 150g de pollo, 30g de Arroz Redondo Nomen, media cebolla, 30g de apio, media zanahoria, 1 diente de ajo, una hoja de laurel, una rama de tomillo, agua, sal y pimienta.

Elaboración: Lava y pela las verduras. Córtalas en trozos grandes. En una olla añade las verduras y el pollo, y cúbrelo todo con agua. Cocínalo tapado a fuego lento durante 50 minutos aproximadamente. Tras 50 minutos comprueba si las verduras y el pollo están bien cocinados. Cuando esté todo cocinado, cuela el caldo y reserva las verduras y el pollo.

En una olla aparte pon agua a hervir. Cuando hierva añade el Arroz Redondo Nomen y cocínalo durante 14 minutos. Una vez cocinado, añade el arroz al caldo. ¡Listo!

Puedes servir el caldo y en un plato aparte poner las verduras y el pollo, de manera que puedas añadirlo a la sopa o comerlo si te apetece.

3. Puré de calabacín

Ingredientes: un calabacín, una patata pequeña, media cebolla pequeña, un quesito, sal y pimienta.

Elaboración: lava y pela la patata y el calabacín. Pica las verduras y ponlas en una olla con agua. El agua no debería cubrir las verduras completamente. Añade sal y pimienta y déjalo cocinar durante 20 minutos aproximadamente. Una vez cocinado, retira la mitad del agua y resérvala, puede que la necesites más tarde. Bate las verduras y, si queda muy espeso, añade un poco del agua de cocción que has reservado hasta que la textura sea la que deseas. Añade los quesitos y vuelve a batir. ¡Listo!

4. Caldo de marisco

Ingredientes: Media cebolla pequeña, ¼ de pimiento rojo, 1 diente de ajo, 1 tomate maduro, 10ml de aceite de oliva, 70g de patas de pulpo, 40g langostino, 40g de rape, ¼ de puerro, 1 hoja de laurel, perejil, 1 patata pequeña, una cuchara de café de pimentón dulce, agua, sal y pimienta.

Elaboración: Pela los langostinos y reserva, por un lado, la piel y las cabezas y, por el otro, los cuerpos. Lava y corta las verduras. Calienta 350 ml de agua con la hoja de laurel y el perejil, el puerro y las patas de pulpo junto a la piel y las cabezas de los langostinos durante media hora aproximadamente.

En una olla aparte, saltea los ajos y la cebolla con el aceite de oliva. Cuando estén doraditos añade los tomates y el pimiento y déjalo cocer a fuego lento. Mientras, hierve el rape cortado en dados junto a la patata. Cuela el caldo (reservando las patas de pulpo) y añádelo al sofrito con una pizca de pimentón. Tritura con la batidora y añade las patatas, el pulpo, el rape y los langostinos, déjalo a fuego medio durante 10 minutos y ¡listo!

5. Sopa de cebolla

Ingredientes: 1 puerro, 1 zanahoria, 2 cebollas, 3 rebanadas de pan tostado, medio diente de ajo, queso rallado, agua y aceite de oliva virgen.

Elaboración: En una olla pon a hervir el puerro, la zanahoria y una cebolla con 400ml de agua durante 20 minutos. Mientras, corta la cebolla en tiras y pica el ajo. Añádelo a una cazuela con un poco de aceite de oliva virgen. Déjalo pochar a fuego lento. Cuando empiece a tener un color más bien dorado, añade el caldo (sin las verduras) que has preparado previamente y déjalo a fuego medio durante 25 minutos. A continuación, añade el pan al caldo con la cebolla y déjalo 1 minuto. Retíralo del fuego, añade el queso rallado y pon la sopa unos minutos al horno para gratinar. ¡Listo!

Prueba estas recetas de caldos y purés y ¡no permitas que tu estómago pase frío!

¡Compártelo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *