Blog
7 actividades para empezar la semana con energía

7 actividades para empezar la semana con energía

Nomen      18/02/2019

¿Al final de la semana te notas más cansado? En este articulo te contamos algunos trucos y actividades que puedes realizar para mantener y aumentar tu energía.

7 consejos y actividades para tener energía

Alimentación equilibrada

Una alimentación equilibrada es esencial para tener energía y sentirte bien con tu cuerpo. Puedes seguir el decálogo de la alimentación saludable para ayudarte a mejorar tu alimentación.

Por otra parte, hay tendencia a consumir bebidas energéticas o café para combatir el cansancio y esto es un error. Este tipo de bebidas te ayudan a activarte a corto plazo, en las horas siguientes a la toma, que es cuando se produce su efecto. Un poco más a largo plazo, en el momento de ir a dormir no te permiten descansar de igual forma. Por lo que al día siguiente no habrás recuperado energía y estarás más cansado. Por eso es mejor que evites este tipo de bebidas de forma habitual.

Duerme bien

Dormir bien es una de las claves para tener energía durante todo el día, eso no hay quien lo discuta, pero también te puede ayudar a otras cosas. Aunque a veces, sin darte cuenta, se alarga el día porque hay trabajo y cosas que hacer en casa, sobre todo cuando tienes niños, no es muy recomendable dormir menos horas de las necesarias.

Debes intentar dormir al menos entre 6 y 8 horas seguidas y mantener, dentro de lo posible, un horario constante a la hora de acostarte. Así tu cuerpo se acostumbrará a irse a dormir a la misma hora. No dormir suficientes horas puede afectar a la productividad y eficacia del trabajo que hagas, sobre todo cuando es a altas horas de la madrugada o cuando estás muy cansado.

Antes de ir a dormir intenta evitar pantallas como las de la televisión, móvil u ordenador, ya que no ayudan a conciliar el sueño. Es preferible que leas un libro o una revista si estás muy desvelado, pero lo mejor es que te tumbes en la cama y te centres en ti mismo y tu respiración. Poco a poco te relajarás y te dormirás.

Tómate 5 minutos para meditar

Meditar durante solo 5 o 10 minutos antes de empezar el día te puede ayudar a estar más presente y hacer de manera más consciente todos los actos y acciones a lo largo del día. La meditación puede ayudarte a reducir los niveles de estrés y aumentar la atención. Puedes usar estos pequeños trucos:

  • Busca un lugar tranquilo y silencioso dentro de las posibilidades. Puedes acompañarte de música de relajación.
  • Siéntate en el suelo o en la silla de forma erguida pero relajada, que sea una postura cómoda y pon las manos sobre las rodillas.
  • Cierra los ojos o fija la mirada en un punto, lo que te sea más cómodo a ti mismo para relajarte.
  • Céntrate en tu respiración, inspira por la nariz hasta que el aire llegue al diafragma. Mantenlo durante 3 segundos y expira por la boca.
  • No te esfuerces en dejar la mente en blanco, simplemente deja que los pensamientos fluyan. Puede que al principio te cueste centrar la mente únicamente en la respiración.
  • Pasados los 5 minutos puedes hacer estiramientos corporales para acabar de relajar tu cuerpo.

Mantén el estrés a raya

Aunque el estrés en pequeñas dosis puede ayudar a estimular nuestro cuerpo y nuestra mente, el exceso es perjudicial. Al llevar altos ritmos de vida, y prácticamente no tener tiempo para descansar, el estrés se va acumulando. Para mantener el estrés a raya y que éste no se desborde, puedes hacer pequeños gestos que pueden tener grandes consecuencias. Como, por ejemplo:

  • Meditar un poquito cada día.
  • Descansar bien.
  • Llevar una alimentación equilibrada.
  • Hacer actividad física.
  • Organizarse la faena de forma ordenada y asequible.

Realiza actividad física a diario

La actividad física actúa como un estimulante natural. Hacer ejercicio libera endorfinas en la sangre. Estas hormonas contribuyen a tener un mejor humor y tener más energía. También hace que a la hora de acostarte te duermas más rápido y descanses mejor.

Si no estás acostumbrado a hacer deporte, el truco está en empezar poco a poco, con actividades suaves como pasear durante un buen rato, hacer una excursión por el monte, ir a clases de baile, etc. Y paulatinamente ir aumentando la intensidad y la frecuencia.

Este tipo de actividades también puede hacer que despejes tu mente y por tanto que acabes el día de mejor humor.

Encuentra el humor

La mente, igual que puede ser tu mejor aliado, también puede ser el peor. Si siempre tienes pensamientos negativos, estos pueden repercutir en tu estado de ánimo y hacer que estés más triste o de mal humor. Por lo contrario, cuando mantienes pensamientos positivos tu humor es mejor y esto se ve reflejado en tu energía.

Ver pequeños “skechs” o monólogos cortos de tus cómicos favoritos puede arrancarte una sonrisa y mejorar un poco tu humor. Como decía Charles Chaplin, “Un día sin reír es un día perdido”.

Enciende relaciones personales y apaga las redes sociales

Actualmente parece que la vida entera depende de las tecnologías, los medios de comunicación o las redes sociales. En muchas ocasiones se presta más atención a las redes sociales que a las relaciones personales, ya sean familiares, románticas o de amistad. Cuando las relaciones con las redes sociales superan a las relaciones personales, el resultado puede ser tóxico. ¿Por qué? A veces, la vida en las redes sociales está muy maquillada.

Aprovecha los momentos con la familia y amigos sin hacerle caso al teléfono. Solo con pasar un buen rato con tus seres queridos ayuda a recargar las pilas.

 

¡Pon en práctica algunas de estas actividades para aumentar tu energía!

¡Compártelo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *